Mater Lachrymarum

publicado en: Fotografía, Literatura | 0

Os dejo una foto, de cuando estrenaba mi cámara, con la hermosa Heliana y luego un segmento de una de mis historias.

 

Heliana: Mater Lachrymarum.
Heliana: Mater Lachrymarum.

 

Las sombras se dilataban hacia el sudeste, grupos de puntos verdes saltan a pares sobre los costados de los filones que están cerca del campamento. Con cada vote, los puntos se hinchan y su verde se vuelve mas esmeralda. A cada bote que dan, el aire se hace más quieto y el calor aumenta. En un principio los soldados se olvidan de todo, hasta de la carne que se está asando, están atónitos con sus bocas abiertas y los ojos fijos en la danza, pero lentamente se van percatando del zumbido que acompaña a las luces.

Los filones eran de una roca roja, arcillosa y tal vez algo débil. En la cúspide se veían algunos arboles gruesos y pequeños, pero abajo junto al campamento, solo había una grama tupida, un poco alta y que contrastaba mucho con la sensación de calor que infligían los filones. A medida que las sombras se extendían algo raro ocurría con entre las roca, en algunas partes se empezaba a elevar un halo naranja que parecía vapor caliente. Entonces algo salió de entre los filones, al principio eran solo un par de puntos verdes más, luego (los guerreros casi corren cuando se percataron) se pudo distinguir un reptil enorme que se lanzaba sobre ellos.

 

 

0 0

Dejar una opinión